Redes sociales, blogs y marca personal para los empleados del sector público

El otro día leía el post ‘El periodista también es una marca’en uno de mis blogs de referencia en temas de comunicación en el que hablaba de la importancia de la marca personal para periodistas y de cómo tener presencia en la web es importante, tanto en redes sociales como a través de un blog.. No puedo estar más de acuerdo con María Rubio, la autora del post, y, como le sugerí en un comentario, creo que no podemos limitarlo al sector periodístico. Concretamente ésto es lo que escribí: ‘Desde luego tiene todo el sentido que un periodista tenga Twitter, un blog y presencia en Redes Sociales, la verdad: como tú creo que es ineludible, cada vez más. Pero también te digo que no solo lo veo necesario para los periodistas, creo que es extrapolable si no a todos los profesionales, sí a los relacionados con la educación y las administraciones públicas en general. Los beneficios y posibilidades que ofrecen, son, en mi humilde opinión irrenunciables. Si nos quedamos fuera, creo que como profesionales nos estamos perdiendo muchas cosas. Luego te comparto unos enlaces para dar fuerza a esta afirmación.María me respondió enseguida animando a compartir esos enlaces en otro comentario. Empecé a pensar en qué enlaces facilitarle y enseguida me animé a escribir un post sobre este tema de la marca personal. Para mi la marca personal es la punta del iceberg de cualquier trabajador y más que algo buscado, debería ser un efecto colateral de nuestra actividad. En mi opinión, sería muy positivo que la presencia en redes y el uso de blogs fuese parte de nuestro trabajo y no sólo un ‘compromiso personal’ al que dedicamos tiempo y esfuerzo fuera o al margen de nuestro trabajo, como muchas veces sucede.

educalab

En el INTEF donde tengo la suerte de trabajar uno de los pilares de nuestra metodología se basa en torno a la generación y promoción de comunidades y redes de docentes y profesionales de la educación interesados en la innovación y la mejora educativas. Para ello, el manejo de las redes sociales se hace necesario. No es la primera vez, ni será la última, que escribo en diversos foros argumentos a  favor del uso de estas plataformas sociales. Como María, estoy convencido de que son necesarias. En el caso de la Educación permiten ‘abrir’ las aulas, algo a lo que pocos docentes están acostumbrados, para compartir lo que en ellas se hace, ver qué hacen otros compañeros y mejorar nuestra práctica. Permiten tanto a docentes como a ‘administradores educativos’ (Asesores, formadores, inspección, administración educativa en general) mejorar su trabajo y darle visibilidad, ampliar conocimientos, descubrir buenas prácticas y generar nuevos contactos entre otras muchas ventajas.

tablepeople

Además de la generación de comunidades profesionales más o menos informales, son muchísimos los proyectos que se iniciaron en la red de forma virtual e ‘informal’ y acabaron materializándose y siendo reconocidos por la administración educativa…Esta horizontalidad, y ‘facilidad’ de ir de de abajo a arriba, es sin duda otro de sus puntos  fuertes. La generación de estas comundidades entre profesionales a partir de la red, no son desde luego exclusivas del sector educativo. Hace unos meses, surgieron varias a partir de un MOOC sobre Innovación en el sector público, promovido desde el INAP y la Junta de Andalucía (#IAAPinnova).

Si tuviese que elegir motivos para estar en redes os remitiría sin duda a los que expone Juan Fran Álvarez en su blog donde dice literalmente que Twitter le cambio la vida….para bien. Los compro todos. Pero por no extenderme, expondré cuáles son quizás los más significativos para mi:

Si cuidamos nuestras redes encontraremos en ellas una fuente de información, conocimientos, actualización y aprendizaje continuos, casi infinita pero fácilmente segmentable y acotable en función de qué  estemos buscando en cada momento. Son una fuente esencial de mi PLE (Entorno Personal de Aprendizaje)

networkingTrabajo y colaboración en red: la presencia en la red permite contactar con otros compañeros y profesionales (también de otros sectores). Todavía recuerdo con sorpresa y un punto de emoción todas las respuestas que recibí cuando hace unos años pedí ayuda para preparar en muy poco tiempo un seminario de formación para unos estudiantes de master y doctorandos y profesores de ELE en Marruecos. Con mucha ilusión (y un poco de agobio) acudí a las redes y pedí ayuda: ‘He de hacer esto. ¿alguien tiene algo que me pueda ayudar?’ Lo moví en Twitter, Linkedin, Facebook y entre algunos contactos personales. Me sorprendió tanto la cantidad como la calidad de las respuestas que obtuve por todas estas vías, de veras. En este sentido, las redes son una especie de boomerang que va haciéndose más grande conforme vuelve a ti: al final recibes mucho más de lo que das. Por que también aporto cuando otros me preguntan y siempre, siempre, cito mis fuentes, claro.

Otra gran ventaja es la visibilidad y la trazabilidad que le da a tu trayectoria profesional. Un ejemplo, sin ir más lejos esta semana en Expocampus desvirtualicé por fin ‘en el mundo real’ a Esperanza Román a quien conocía virtualmente desde hace algunos años. Nunca habíamos coincidido pero gracias a las redes y a su blog hemos podido seguirnos la pista mutuamente de forma que ambos sabíamos dónde y en qué estaba trabajando el otro en cada momento y de hecho nos hemos ayudado y colaborado en varias ocasiones a través de la red. Esperanza es de esas personas que comparte sistemática y desinteresadamente en la red. Esa generosidad, ese compartir siempre todo lo que se puede, es otra forma de construir nuestra marca personal y de hacernos visibles. Este ejemplo nos muestra cómo las redes y los blog nos acercan y nos conectan con otros en un plano 100% horizontal.

También esta semana, hablando con un buen amigo (re)confirmamos la idea de que compartir lo que hacemos en la red, nos permite que otros interesados contacten con nosotros, mencionen nuestras presentaciones, las (re)utilicen, las adapten o que, simplemente, nos hagan llegar su opinión. Esta colaboración desinteresada (y bidireccional) es uno de los aspectos más gratificantes que hay en red. Compartir en la red puede suponer un ‘esfuerzo’ mínimo que supone subir y moverlo en redes, pero creemos que compensa con mucho por todo el retorno más o menos ‘intangible’ que genera…

novagob_400x400

No quiero limitarme sólo al mundo educativo: me gustaría abordar también la marca personal y la presencia en redes sociales de los empleados públicos en general. ¿Deben tener presencia en las mismas como preguntaba Amalia López Acera hace unos meses en su blog y en la red social Novagob? Como ella, creo que es muy necesario. Imprescindible, de hecho: las Administraciones públicas están (estamos) para servir a la ciudadanía y mejorar los servicios que prestamos y la calidad de vida de los ciudadanos. Para ello, en primer lugar han de saber que existimos, quiénes somos, dónde estamos. Por otra parte no sólo debemos difundir qué hacemos, que también, hay que ir más allá: salir de la endogamia y del vender sólo nuestro producto. Hay que proporcionar a la ciudadanía información relevante, significativa y que sea de utilidad y escuchar y dar respuesta siempre que se pueda. En definitiva que nuestra presencia aporte un valor añadido, más allá de la transparencia, como comentaba hace unos días José Ignacio Criado en una mesa redonda sobre Redes sociales en las Administraciones públicas en ESADE. Antes del verano, ya hablamos de esto mismo en otro post que recogía ejemplos de buenas prácticas en el uso de redes sociales por parte de la administración pública.

El blog a diferencia de las redes sociales permite una mayor extensión y conllevan más reflexión y elaboración que la inmediatez de las redes no siempre permiten (estoy pensando, fundamentalmente en Twitter). Existen algunos blogs corporativos, pocos, en las administraciones públicas, (por ejemplo, me viene a la cabeza el blog del Servicio Valenciano de Empleo)  blogs de trabajadores del sector públicos promovidos y mantenidos desde dentro de las administraciones públicas. La mayoría de los blogs ‘personales’ de los trabajadores y funcionarios públicos, responden normalmente a iniciativas particulares de algunos empleados públicos fuera de su cometido laboral. Estoy convencido de que sería muy positivo tanto para la ciudadanía, que nos conocería y comprendería mejor, como para las propias administraciones públicas el poder contar con estos espacios sociales. El disponer de un blog y presentarse públicamente, implica un análisis y buscar una perspectiva que en la urgencia del dia a día  no siempre se hace; es aquello de que ‘lo urgente no me deja tiempo para lo importante‘ que este tipo de reflexiones puede contribuir a mitigar. Por ejemplo, echadle un vistazo a la visión, misión y valores que los trabajadores del SERVEF han reflejado en su blog. ¿No sería estupendo que todos los servicios de las Administraciones Públicas tuviesen algo similar? Francamente, no sé a qué estamos esperando. Creo que obviandolos, estamos renunciando a bancos de conocimiento compartidos y colectivos que supondrían enormes beneficios para todos dentro y fuera de las administraciones.

library

El disponer de blogs institucionales permitiría que desde dentro se diesen a conocer la visión,  misión y los valores que subyacen en nuestro trabajo diario. Además contribuirían a generar más cercanía y confianza en las Administraciones Públicas. En el sector privado sí que existen blogs corporativos y de algunos directivos que forman parte de la estrategia de sus empresas. Estoy convencido de que sería muy enriquecedor para todos (dentro y fuera) hacer lo mismo en el sector público pero sin caer en la propaganda ni el autobombo para promocionar al político de turno, pero sí para proporcionar algo con valor para la sociedad.

Por resumir éstos serían los principales motivos para que cualquier profesional, de cualquier sector esté en redes sociales y,  trabaje/cuide su marca personal:

  • Fuente de aprendizaje y mejora continuos.
  • Bancos de conocimiento colectivos y compartidos.
  • Colaboración bidireccional.
  • Horizontalidad, proximidad y transparencia.

¿Estáis de acuerdo?, ¿creéis que la marca personal y la presencia en redes sociales es necesaria?, ¿Sí?,  ¿no?,  ¿Sólo en algunos sectores? ¿Cuáles son sus ventajas e inconvenientes? Y si conoces algún otro blog institucional o personal (o iniciativa en este sentido) promovido desde las Administraciones públicas, por favor, no dejes de compartirlo: Todos vuestros comentarios y reflexiones, son desde ya bienvenidos aquí y en la red. ¡Seguimos!

miguel

 

Fuentes, referencias. [Todas ellas han sido consultadas el 21/10/2016]

Juan Francisco Álvarez: ¿Qué Significa Twitter para mi yo docente?

Amalia López Acera: ¿Deben los funcionarios estar en Redes Sociales? + Debate en Novagob

Blog del INTEF:

Auxi Rueda [La tribuna de Ávila]: La marca personal, tu mejor presentación.

Agradecimientos: Quiero agradecer a José Luis Cabello, José Ignacio Criado, Maria Rubio Morales, Juan Francisco Álvarez , Amalia López Acera y Esperanza Román su ayuda (directa o indirecta) en la elaboración de este post :por plantear las preguntas adecuadas, ayudarme a buscar/encontrar las respuestas y en cualquier caso, contribuir a la reflexión que ha dado lugar a este post. A todos, como siempre, muchas gracias. Y a vosotros por leerme y haber llegado hasta aquí.

Una respuesta a “Redes sociales, blogs y marca personal para los empleados del sector público

  1. Pingback: Transparencia, visibilidad y reconocimiento en la Administración ¿Ejemplo o tema cerrado? | aprendo y lo cuento·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s